Actualidad

Staking: Construyendo la Web3

Se habla mucho sobre todos los cambios que se esperan de una posible Web3, pero… ¿Sabemos con certeza cuál será la base sobre la cual se desarrollará por completo? Aunque pueda parecer arriesgado hacer cualquier afirmación, si hay aproximaciones al respecto. Por eso, una de las herramientas para el desarrollo de la Web3 es el staking.

Recordemos que el staking es un método que premia a los usuarios en función del número de criptomonedas con el que respaldan a la blockchain. Este, en teoría, suplanta el método de la minería tradicional. Si quieres saber más detalles al respecto, puedes revisar esta publicación.

En esta oportunidad, uno de los representantes de DragonStake fue uno de los ponentes que tocó el tema del papel del Staking en la construcción de la Web3. Todo esto en el marco del Block World Tour Cartagena 2022.

web3 staking

Cabe destacar que el equipo de DragonStake está especializado en seguridad en blockchain. Operan validadores en las redes Proof of Stake más importantes. Algunas de ellas son Cosmos, Polkadot, Kusama, Kava, Sentinel, Avalanche, entre otras. Según su página web, DragonStake nació en «La Colmena», una comunidad crypto del sur de España. Allí, durante su incubación, DragonStake ayudó a lanzar otros proyectos como Delega Networks y Polkastas.

¿Cómo construir a Web3 usando el Staking?

El experto comentó que de cierta forma una Blockchain es un software, pero ese software corre sobre alguna infraestructura. Según él, esa es la parte que controlan desde DragonStake: la que da soporte a la Web3.

Los avances en este sentido son tan importantes como lo era en su tiempo el Internet. En ese momento nadie sabía si el Internet sería rentable. No obstante, hoy todo el tejido industrial que se ha construido sobre el Internet es rentable, y «algo parecido está ocurriendo con la Web3» según el experto.

«Estamos viendo una infraestructura que no solo va de criptomonedas y DeFi, sino que también se está creando una red que va a ser el soporte de muchas otras tecnologías y empresas» subrayó él. Es decir, un tejido industrial que todavía no es famoso, y que no estamos preparados ni para imaginarlo. Sin embargo, todas estas redes que están surgiendo actualmente tienen algo en común: van encaminándose, igual que internet hizo en su día, hacia una interchange (internet+exchange). Con esto se refiere a la conexión entre una red y otra.

«En DragonStake participan en la etapa de prueba de los proyectos, o TestNet en Blockchain. Uno de esos proyectos fue el primero dedicado a la interchange, y el staking es la base que da soporte a todas esas redes». Estamos hablando de Cosmos, un ecosistema en el que muchas blockchains están preparadas para unirse unas con otras desde su origen. En este ecosistema, que nació alrededor de 2018, ya hay casi 50 blockchains funcionando, y lo que fluye de una blockchain a otra son los tokens. No hay que construir puentes o acceder a terceros para moverlos de una blockchain a otra, porque ya cuentan con esa unión.

Nuevas perspectivas a futuro

A pesar de que Cosmos trae conexiones integradas entre las Blockchains que lo conforman, DragonStake también está trabajando para construir puentes con blockchains como la de Ethereum. Un ejemplo de ello es su proyecto de Edmos, que une Ethereum con el ecosistema Cosmos. Según el experto, Edmos va a traer una cantidad de tokens desde Ethereum al ecosistema Cosmos.

Otro ecosistema importante que han acompañado desde su fase de TestNet es PolkaDot, y tiene ciertas diferencias con el ecosistema de Cosmos. A diferencia de Cosmos, en PolkaDot puede circular cualquier tipo de información y mensaje, lo que abre un mundo infinito de posibilidades para los desarrolladores. Por lo tanto, esperan lograr también ese puente.

En definitiva, «lo que se quiere construir es una base de transmisión de datos e información basada en múltiples blockchains». Es allí donde el staking juega un rol importante: para lograr un uso fluido y líquido de redes, aunque no seamos capaces de imaginar ahora su funcionamiento. El equipo de DragonStake está convencido, sin embargo, de que el resultado será maravilloso. «Eso es lo que consideramos ahora la Web3, una en la que tú controlas todo y eres soberano con el funcionamiento de esa red», sentenció él.

Ariana Cairo

Licenciada en Estudios Liberales de la Universidad Metropolitana. Amante de la innovación y creyente de la tecnología para el futuro.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
X